El pequeño y más hermoso perrito había sido arrojado a un basurero junto a su cama

Coleman fue abandonado en un basurero junto a su cama, que era lo único que lo acompañaba y le brindaba consuelo

Publicidad

En un basurero en Spartanburg, Carolina del Sur, junto a los desechos, se encontraba este pequeño cachorro abandonado, cuya única posesión era su cama. Estaba acostado, como esperando a que alguien volviera por él, y apenas podía levantar la cabeza para ser visto por el buen samaritano que lo encontró.

Esta persona contactó a los oficiales ambientales, quienes acudieron de inmediato al lugar y llamaron al refugio Greenville Humane Society, para ver si podían hacerse cargo del perrito.

Rachel Delport, directora ejecutiva de Greenville Humane Society, dijo a The Dodo:

“Recibimos una llamada preguntando si estaríamos dispuestos a llevarlo. Y por supuesto, dijimos que sí”.

Perrito encontrado abandonado en un basurero

Perrito encontrado basurero
Facebook/ Spartanburg County

Nadie podía entender cómo hay personas capaces de abandonar a un indefenso cachorro en la basura, y menos Rachel, quien dijo:

“Es triste ver a personas que no toman las medidas necesarias para tratar a los animales de la forma en que deben ser tratados”.

Cachorro basurero
Facebook/ Spartanburg County
Publicidad

Por fortuna, el perrito al que llamaron Coleman, ahora está en buenas manos, a diferencia de muchos otros que no corren con su misma suerte. Ahora Coleman está a salvo y feliz de recibir la atención de todos los que lo conocen.

Rachel añadió:

“Una vez que llegó aquí, estaba muy listo para algunos abrazos. Recibió muchos juguetes y atención”.

El personal del refugio se aseguró de que las personas conocieran la historia de Coleman, y le organizó incluso una sesión de fotos para que el perrito pueda encontrar el hogar para siempre que merece.

Coleman
Facebook/ Greenville Humane Society
Publicidad

Y, ahora que Coleman está listo para encontrar una familia, será cuestión de días para que por fin pueda hallar su felices para siempre, porque son muchos los interesados en adoptarlo.

Rachel finalmente dijo:

“Ha habido mucho interés, mucha gente llama para preguntar cómo está. La comunidad lo apoya y quiere lo mejor para él”.

Si quieres ayudar a más perros como Coleman, recuerda hacer una donación a Greenville Humane Society.

Historias recientes