Gato está decidido a nunca volver a poner una pata en la calle y se aferra al hombre que lo ayudó

Este adorable gato decidido a no poner de nuevo una pata en las calles, se aferra al hombre que lo cuidó y rescató

Publicidad

Un astuto gato de color negro y blanco vagaba en un parque del Bronx en Nueva York, el felino que buscaba un poco de comida en aquel momento tenía su pelaje sucio y era solo piel y huesos, en ese momento un rescatista local lo vio y de inmediato se acercó y trató de ayudarlo.

El hombre le ofreció un poco de comida para gatos, pero el felino de esmoquin no podía comer a pesar de tener hambre; estaba babeando y parecía tener mucho dolor. El rescatista se comunicó con el centro de rescate Little Wanderers NYC para que el gato pudiera recibir la atención médica necesaria.

El personal de Little Wanderers NYC le dijo a Love Meow:

«Tenía una infección oral grave y apenas podía comer. Su rescatador le dio líquidos, mientras lloraba de dolor cuando intentaba comer cualquier otra cosa».

Gato está decidido a nunca volver a poner una pata en la calle

Gato está decidido a nunca volver a poner una pata en la calle
Imagen/ Little Wanderers NYC

Al gato que fue llamado Andrew le tuvieron que extraer cuatro dientes, y recibió tratamiento para la infección. Luego de esto se sintió mucho mejor y estiraba los dedos de sus patas buscando mimos y ronroneando feliz. Todo lo que deseaba era ser consentido y amado.

Publicidad

El felino de esmoquin fue llevado a un hogar de acogida para continuar recuperándose. Era muy tranquilo con otros gatos y disfrutaba estar en compañía de sus humanos. Se acurrucó junto a su cuidador y solo deseaba recibir caricias todo el tiempo.

Andrew finalmente pudo disfrutar lo que es ser un gato de interior, y cuando se mudó con el voluntario adoptivo Jeff, el gatito estaba decidido a ganarse su amor. El felino seguía a su humano por toda la casa y ponía sus patas sobre Jeff insistiendo en pasar el día junto a su nueva persona favorita.

Gatito y su humano
Imagen/ Little Wanderers NYC
Publicidad

El gatito esperaba a que su padre llegara a casa todos los días, para darle los saludos más amorosos del mundo. Jeff no tardó en darse cuenta de que estaba completamente enamorado de Andrew y no podía separarse ya de él.

El hombre dijo:

«Puedo decir sin lugar a dudas que es el animal más cariñoso, agradable y confiado que he conocido. Sus ronroneos son tan fuertes como una Harley-Davidson estacionada con el motor en marcha».

Gato se aferra al hombre que lo ayudó
Imagen/ Little Wanderers NYC

Andrew ha cautivado el corazón de Jeff y está allí para quedarse para siempre. El dulce gatito se ha convertido en su mejor amigo.

El centro de rescate Little Wanderers NYC agregó:

«Sus mayores preocupaciones son a qué hora llegará papá del trabajo para abrazarlo y alimentarlo. Estos dos tienen el vínculo más dulce que existe. Andrew estaba en mal estado cuando fue rescatado del Bronx. Fue examinado por completo y recibió un tratamiento dental y ahora es un gato completamente diferente. Ahora pasa sus días dándole cabezazos a su padre y ayudándolo a organizar fiestas».

Historias recientes