Pequeño perro pasa todo el día llevándole palos a su mejor amigo

Este pequeño perro suele pasar todo el día llevándole palos como un obsequio a su mejor amigo, una tortuga

Publicidad

Tilly G y Skippy son dos encantadores animales que fueron adoptados por la misma familia. Desde el principio, la tortuga y el pequeño perro han sido los mejores amigos que puedan imaginar y disfrutan mucho de la compañía del otro.

Normalmente, estos dos inseparables hermanos pasan el rato disfrutando de sus aventuras. Les encanta comer deliciosos bocadillos, dormir la siesta y tomar el sol juntos, además se siguen a donde quiera que vayan.

A Skippy le encanta mostrarle su amor a su hermano. Suele darle besos y palmaditas en la cabeza, pero no queda duda de que su forma favorita de demostrar su amor es llevándole a Tilly G sus posesiones más preciadas.

Perro pasa el día llevándole palos a su mejor amigo tortuga

Grandes amigos
Instagram/ tillygthetortoise

La madre de estos grandes amigos, le dijo a The Dodo:

“Tilly G y Skippy se unieron en el momento en que se conocieron. Se sintieron instantáneamente atraídos el uno por el otro por alguna razón. El momento en que se conocieron fue como amor a primera vista. Y ahora son inseparables… Es difícil de describir, solo hay que verlo y verlos juntos”.

Publicidad

Skippy suele bailar alegremente alrededor de Tilly G, enseñándole su regalo, pero por lo general, la tortuga no parece estar tan impresionada como su pequeño hermano.

Perro y una tortuga
Instagram/ tillygthetortoise

La mujer dijo:

“Tilly G no quiere tener nada que ver con los palos de Skippy. Tilly G solo se interesa si se trata de una col rizada o un trozo de lechuga romana”.

Publicidad

Aunque Tilly G no siente el mismo aprecio por los palos que su hermano pequeño, Skippy nunca dejará de llevarle su mejor obsequio. Él ama tanto a los palos como a su hermana, así que para el diminuto perro, demostrarle su amor de esta manera tiene mucho sentido.

Pequeño perro llevándole palos a su mejor amigo
Instagram/ tillygthetortoise

Y aunque a Tilly G no le gusten para nada los palos, ella ama a su peludo hermano, y mientras pueda disfrutar de un rato con él, nada más importa, ni siquiera, los palos.

Historias recientes